Cuarenta

A las mujeres nos mienten y por eso yo vengo a decir la verdad. Nos mienten para que gastemos nuestros sueldos (todavía bajos en comparación a los de los hombres) en cremas, tinturas, tratamientos, fajas, ejercicios y todo tipo de aparatos que escondan los signos de la edad, bajo la incuestionable idea de que “vieja” es un insulto. 

Vemos venir cada cumpleaños con una mezcla extraña de temor y vergüenza. Decimos “gracias” cuando piensan que somos más jóvenes o derechamente mentimos cuando nos preguntan nuestra edad.

Leer Más

La mancha

Hay una mancha en una de las fundas de almohada que
hay en mi casa. Es una mancha oscura que ha ido deslavándose con el tiempo,
pero que hace 3 años era absolutamente negra.  Ese día estábamos solos, los niños se habían
ido con sus abuelos, y parecía el momento perfecto para poner en práctica lo
que veníamos hablando hace demasiado tiempo. Nos sentíamos preparados. Yo saldría
a bailar y Él se iría a la casa de Ella,

Leer Más

Cebolla

En el teléfono mi marido me pregunta si falta algo en la casa y le respondo que cebolla, porque siempre falta cebolla. Cuando uno lleva incontables días en cuarentena, empiezas a hacer análisis profundos sobre todo tipo de minucias domésticas y una de nuestras observaciones es ésa, el uso excesivo de cebolla en la cocina chilena casera. Es lo que más se compra y lo que más rápido se acaba. Cebolla en la cazuela, cebolla en la ensalada,

Leer Más

futuro imperfecto

ojalá encontrarnos
en muchos años más
mirarte la cara
que seguirá siendo linda
y fingir
que no me acuerdo de ti 

Leer Más

Lanzarse

Siento que ya no puedo seguir hablando sobre esto porque me va a explotar el interior, pero se lanza mi libro así que sólo voy a poner fotos y un link:

Miércoles 22 de noviembre, 19:00 hrs, en Bob Stdo (Villavicencio 323, Stgo)
Me presentan: la Arelis Uribe (escritora admiradísima, hermosa, feminista, gloriosa autora de Quiltras y Que Explote Todo), el Gabriel Ebensperger (hermano de mar viñamarino, ex jefe,

Leer Más

Especimen

Mientras estaba en el Diplomado de Tipografía y Lettering de la Universidad de Chile, una de las tareas finales era hacer un especimen de la tipografía que estábamos diseñando. Para tener un poco más claro qué era lo que teníamos que hacer, le pedí a uno de los profesores que me definiera qué era un especimen, qué tenía que tener, qué no podía faltar. Siempre he sido matea y me gusta saber cómo puedo llegar al mejor resultado posible.

Leer Más
  • 1
  • 2